Suben los casos en Alemania y cobra fuerza la obligatoriedad de la vacuna

El nivel no tan alto de vacunación terminó siendo un boomerang en el comienzo del invierno. Varias regiones piden rigurosidad con la aplicación. «Llegó la hora de la obligatoriedad de la vacuna».

Foto : Télam

Una asociación que representa a médicos de Berlín pidió al Gobierno central que haga obligatoria la vacunación contra el coronavirus para toda la población, una medida que ya se adoptó en la vecina Austria.-

La cifra de casos a nivel nacional aumentó en otros 45.326 en las últimas 24 horas, informó el organismo de lucha contra las enfermedades infecciosas alemán, el RKI.

Otras 309 muertes se registraron en la última jornada, lo que elevó el total a 99.433 desde la llegada de la pandemia a Alemania, a fines de enero de 2020, agregó el RKI, informó la agencia de noticias alemana DPA.

Las Fuerzas Armadas de Alemania harán obligatoria la vacunación contra el coronavirus de todos sus miembros, mientras los casos de la enfermedad siguen en alza en todo el país, uno de los más afectados por la nueva ola de contagios que recorre Europa.-

El Ministerio de Defensa confirmó este martes una información publicada en el blog militar alemán Augen Geradeaus que indica que oficiales y representantes de soldados acordaron sumar la del coronavirus a la lista de vacunas que deben recibir.

La cartera agregó que hasta este lunes había 1.215 casos activos de Covid-19 entre el personal militar y civil de las FFAA.

Algunos estados de Alemania han endurecido las reglas para los no vacunados en días recientes y urgido a las personas no inoculadas a recibir su primera dosis lo más pronto posible.

Pero una minoría muy numerosa aún se resiste, lo que llevó al ministro de salud a hacer una fuerte advertencia sobre las consecuencias de no estar vacunado.

«Para fines del invierno, casi todos en Alemania se habrán vacunado, recuperado o muerto» de coronavirus, dijo este lunes el ministro Jens Spahn.

Alrededor del 68% de los 83 millones de habitantes de Alemania se ha vacunado, mucho menos que el umbral mínimo del 75% que el Gobierno se fijó como meta.

«Llegó la hora de la obligatoriedad de la vacuna», dijo la asociación KV Berlin en un comunicado en el que agregó que las personas no vacunadas deberían pagar parte de su tratamiento si se contagian de Covid-19.

Algunos políticos de Alemania, incluyendo a gobernadores de estados, han apoyado este idea, pero un vocero de la jefa de Gobierno saliente, la canciller Angela Merkel, dijo el lunes que este asunto deberá ser resuelto por el próximo Gobierno.

En una inusual entrevista, el marido de Merkel, Joachim Sauer, expresó su sorpresa y decepción por la gran cantidad de personas que siguen oponiéndose a vacunarse en Alemania, algo que atribuyó a «pereza» pero también a una ideología antivacunas.

En declaraciones que publicó el diario italiano La Repubblica, el químico de 72 años dijo que era «sorprendente que un tercio de la población alemana no preste atención a la ciencia».

Cuando se le preguntó cómo se podría explicar eso, Sauer respondió: «En parte por cierta pereza y complacencia entre el pueblo alemán».

«Probablemente siempre ha existido esta actitud entre algunas personas, pero nunca ha sido tan evidente como en este período», dijo.

Dejanos tu opinión en la caja de comentarios: